Valores

¿Y cómo se puede ayudar a los demás si las personas no son perfectas?

By Nekane Rodriguez de Galarza on febrero 25, 2011

ayudar2dapadrinando5b15d-2Una vez más mi hija Ainara de 7 años me ha hecho una pregunta de esas que a ella tanto le gustan y que a mí me da que pensar.

En esta ocasión, ella me preguntaba por mi trabajo y yo le contaba que ayudábamos a personas a encontrar trabajo o a mejorar a través del coaching, le comentaba que también ayudamos a empresas en procesos de cambio, a lo que ella me preguntó: ¿Cómo podéis ayudar a los demás si las personas no son perfectas? Esta pregunta me la ha repetido ya en varia ocasiones y ella tiene razón, nadie es perfecto, pero la cuestión tal y como ya la veo y acepto sugerencias, no estriba en la perfección sino en la complementariedad.

Cada persona tiene diferentes habilidades, conocimientos, expertís o momentos vitales, es justo el compartir cada uno de estos factores con otros, lo que permite que las personas puedan crecer o se puedan ayudar.

Unos saben de coaching, otros de logística, otros de Mktg., nadie tiene el conocimiento o la verdad absoluta. Si además a esto, le juntamos los momentos en los que cada persona está, se da la fórmula perfecta. Quizás pueda sorprender que ponga como variable algo como la situación de la persona, pero a mi entender este punto es básico. Cada uno de nosotros como seres humanos vivimos situaciones que nos llenan a la ilusión o decepción, alegría o tristeza y esas emociones son únicas y temporales en sí mismas, nada es lineal o para siempre. El hecho de perder el empleo te sumerge en un mundo en el que la incertidumbre, la duda, el miedo o la decepción puede vivir contigo, para salir hay que contar con personas que lo puedan entender, que sepan cómo y que te puedan ayudar a avanzar en este camino. Para mí esto es la complementariedad, un ciego puede ayudar poco a otro ciego, pero un cojo le sirve de guía, esta es la gracia. Cada uno de nosotros tiene algo único y maravilloso que compartir con los demás, algo que le hace irrepetible y que hace que este mundo sea el que es gracias a sus acciones y comportamientos. Nadie es perfecto pero la suma de un montón de personas imperfectas que ayudan a los demás en aquello que pueden, es lo que da la perfección en sí misma.

Esa perfección que nace de las ganas de avanzar, mejorar, ayudar y compartir.

Así que como le dije a mi hija no hace falta ser perfecto para ayudar, hace falta generosidad, voluntad y dependiendo del contexto, conocimientos.


4 Responses to “¿Y cómo se puede ayudar a los demás si las personas no son perfectas?”

  1. Luis Ignacio Martín de Lope

    Saber escuchar, perseverancia, compromiso, sacrificio, y dar sin recibir pueden ser una serie de habilidades y valores que en nuestro interior nos deben hacer recapacitar para tal y como indicas ser complementarios y a nivel de sociedad poder dejar un legado.

    Cada vez que puedo y se me solicita ayuda, solamente pensar en la satisfacción de ofrecer mi pabellón auditivo, y más que juzgar y dar consejos, comunicar, empatizar y sinergizar con personas, más elevarles su cuenta de ahorro emocional, es un privilegio poder compartir dicho tiempo con aquel que te requiere, y que posiblemente te necesita que le levantes su auto-estima o le alientes emocionalmente.

    Tal y como indicas, nadie somos perfectos, pero podemos aprender y enseñar dentro de nuestras limitaciones para poder ser mejores personas y mejores profesionales.

    Excelente entrada.

    Un saludo

    Luis Ignacio Martín de Lope

  2. nekane

    Muchas Gracias Luis Ignacio.

    Me gusta mucha lo que escribes: Dar sin recibir nada a cambio, que sencillo de escribir y que dificil de aplicar en un mundo en el que se nos premia por los resultados individuales.

    Soy tambien de las que creo que avanzar en esta vida, es dar un paso adelante y otro atras, pero nunca dejar de intentarlo, para ser mejores personas.

    Un beso,
    Nekane

  3. Eva Hernández

    Nekane,
    sólo quería decirte que he disfrutado mucho leyendo cada uno de tus artículos. En estos momentos, como tantos y tantos otros, estoy en desempleada y me has infundido mucho ánimo. Gracias

  4. carlos

    tienes razon en que nadie hay prefecto nadie hay que tenga el conocimiento total y absoluto de todo pero quizás globalmente, entre todos, estemos cerca de ese conocimiento ideal. Cada uno ha aprendido una cosa y eso es lo que puede aportar.

Leave a Reply